Image Map
Paraje “La India Muerta”
jueves, 8 de noviembre de 2012 // Written by: //


Ubicación: a 16 km. De la estación de ferrocarril Castelli, en dirección Noreste de la planta urbana.

Aspecto físico: Es una llanura con campos de muy buenos pastos, regada por lluvias; no hay en la zona grandes lagunas ni ríos. El clima varía según la estación.
La vegetación es abundante y variada, predominando los talas, eucaliptus, álamos, acacias, etc.

Aspecto económico: es una zona rica, con grandes extensiones de campo, lo que propicia el desarrollo del ganado vacuno, lanar y yeguarizo. También las cosechas de maíz, girasol, trigo, y lino son excelentes. En muchos lugares se hacen pasturas utilizándose las mismas para el engorde de los animales y mejoramiento de los campos naturales.

Población: según el Censo de 1991, cuenta este lugar con una población de 57 varones y 36 mujeres, repartidos en aproximadamente 51 viviendas.
Se dedican los pobladores a las tareas rurales y quehaceres domésticos.

Orígenes de sus nombres: Alrededor del 1800 poblaban la zona los indios pampas.
El origen del nombre “India Muerta” o “La India” se debe a que en este lugar  fue enterrada la esposa del cacique de la tribu. En ese sitio fue colocado un ombú que actualmente se conserva, en el que se puso la imagen de la Virgen de Lujan.
Uno de los primeros pobladores no indígena, y propietario del lugar fue Don Francisco Islas. A partir de aquel momento “La India” fue una de las primeras postas, ya que este cambio era muy transitado por los que venían por el paso de Quilmes, pasando por allí para continuar viaje hacia Dolores.
En 1899 se divide el distrito en diez cuarteles, perteneciendo estos campos al Cuartel 7°.
Entre los mas antiguos propietarios se pueden mencionar: Islas, Belsunce, Oyarzábal, Benson, Taboada, Ehul, Guerrero.
Se conserva el antiguo edificio de la estancia “La India”, de estilo colonial, en muy buen estado y visitado con frecuencia por distintas delegaciones. Sus actuales dueños son los Sres. Oyarzábal. En muchos libros se hace mención de este histórico lugar, entre ellos “Misteriosa Buenos Aires” de Mujica Láinez, nombra el paso “India Muerta”, en el cuento “La Galera” de 1803.
Escuela del paraje: comenzó a funcionar en un terreno cedido por el estanciero Don Esteban Belsunce. Su primer edificio era una casilla de madera.
En 1944 se construye el actual edificio, de mampostería y fibrocemento. Al inaugurarle se le da el nombre de “Juan B. Alberti”. Es la escuela N°2 del partido.